Mensaje Nº 11
5 de Enero de 1978


Mis queridos amigos, estoy feliz de estar de nuevo con vosotros.

Mi plan consiste en que Mi Enseñanza preceda a Mi Presencia y prepare Mi camino.
Mi gente la difundirá a través de sus grupos y esfuerzo grupal.
Cuando la humanidad esté un poco preparada, Mi voz se escuchará.

Mientras tanto, Mis esfuerzos dan sus frutos, provocan cambio, acercamiento entre los hombres y las naciones, y traen una nueva esperanza al mundo.

Voy a emerger pronto, pero antes indicaré el camino en la nueva dirección que el hombre, si quiere sobrevivir, debe tomar.

En primer lugar, los hombres deben verse como hermanos, hijos del Unico Padre.
Esto es esencial si ellos desean adelantar un paso hacia la Divinidad.
En todo el mundo hay hombres, mujeres y niños pequeños que no tienen ni siquiera lo necesario para vivir; ellos se amontonan en las ciudades de muchos de los países más pobres del mundo.
Este crimen Me llena de vergüenza.
Mis hermanos, ¿cómo podéis ver a estas personas morir ante vuestros ojos y haceros llamar hombres?
Mi plan es salvar a estos, Mis pequeños, del hambre segura y de la muerte innecesaria.
Mi plan es mostraros que la solución para salir de vuestros problemas es escuchar una vez más la verdadera voz de Dios dentro de vuestros corazones, compartir los productos de este mundo tan abundante entre vuestros hermanos y hermanas en todas partes.

Necesito vuestra ayuda, recurro a vosotros para que Me ayudéis en Mi Labor.
¿Cómo puedo permanecer aparte y ver esta matanza, ver a Mis pequeños morir?
No, amigos Míos, eso no es posible.
Por eso he venido tan rápidamente entre vosotros una vez más, para mostraros el camino, indicaros el Sendero.
Pero el éxito de Mi Misión depende de vosotros: debéis elegir – entre compartir y aprender a vivir en paz como hombres verdaderos, o perecer totalmente.
Mi corazón Me indica vuestra respuesta, vuestra elección, y se alegra.

Que la Luz, el Amor y el Poder Divinos del Unico y Santísimo Dios se infundan ahora en vuestros corazones y en vuestras mentes.
Que esta Luz, Amor y Poder os lleve a buscar Aquello que mora en silencio dentro de vosotros.
Halladlo y sabed que sois Dioses.


Mensaje anterior

Mensaje siguiente



Regreso a la página de Mensajes



[REGRESO A LA HOME PAGE] [MAPA DEL SITIO] [AVISO LEGAL] [POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIES]