Revista: SHARE INTERNACIONAL
Ejemplar: Enero/Febrero 2009
Título: Cartas de Lectores sobre Experiencias de Maitreya y los Maestros

CARTAS AL EDITOR

Cuando se escriba a la sección de cartas de Share International, por favor indicar si desea que su nombre sea omitido. En ausencia de indicaciones los editores asumirán que el nombre puede publicarse. A menos que se pida lo contrario, algunas de estas cartas podrían ser reproducidas en nuestra página web. Allí sólo se utilizarán iniciales, ciudad y país.
Debido al espacio disponible, en esta sección sólo se publicará una selección de todas las cartas que se publican en la versión inglesa de la revista.
Debido al creciente número de cartas recibidas, podrían pasar meses hasta que una carta fuera publicada. Por favor abstenerse de enviar una misma carta más de una vez, puesto que puede causar retrasos y confusión.

Durante muchos años, algunos de los Maestros, en especial Maitreya y el Maestro Jesús, se han aparecido en las conferencias y Meditaciones de Transmisión de Benjamin Creme. Ellos también se aparecen, con diferentes disfraces, a un gran número de personas en todo el mundo. Algunas personas envían sus experiencias a la revista Share International. Si las experiencias son autentificadas por el Maestro de Benjamin Creme, las cartas son publicadas.
Estas experiencias son dadas para inspirar, guiar o enseñar, a menudo para curar e inspirar. Muy a menudo, también, llaman la atención, o comentan, de una forma divertida, alguna intolerancia fija, por ejemplo, fumar o beber. Muchas veces los Maestros actúan como "ángeles" salvadores en accidentes, durante tiempos de guerra, terremotos y otras catástrofes.
Ellos utilizan un 'familiar', una forma mental, que parece totalmente real, y a través de la cual los pensamientos del Maestro pueden expresarse: Ellos aparecen como un hombre, una mujer, un niño, a voluntad. Ocasionalmente Ellos utilizan el 'patrón' de una persona real, pero en la mayoría de las veces el 'familiar' es una creación completamente nueva. Las siguientes cartas son ejemplos de este tipo de comunicación de los Maestros.


Llamada a despertar

Estimado Editor,
En una noche fría y lluviosa del 10 de diciembre de 2008, tuvo lugar la celebración del 60º Aniversario de la Declaración Universal de Derechos Humanos en Ámsterdam. Muchas personas del movimiento de paz y personas de fuera estuvieron presentes al igual que un grupo de miembros de Share International. Sosteníamos antorchas y pancartas que decían: "Sólo el compartir y la justicia traerá una paz duradera". En cierto momento todos formamos el símbolo de la paz, con antorchas y todo. Muchos fotógrafos de la prensa estuvieron presentes. Se hicieron fotos desde una grúa por encima de nosotros. Un fotógrafo en particular estuvo muy interesado en el pequeño grupo de colaboradores de Share Nederland y también por los textos de nuestras pancartas.
Justo entonces un hombre extraordinario con pelo blanco largo y suelto llegó en una bicicleta. Él irradiaba vitalidad y poder, pero notamos que tenía mal su dentadura. (Sólo tenía unos pocos dientes en su mandíbula inferior.)
Miembros del comité organizador dieron discursos, al final del cual el extraordinario hombre, que no necesitó un micrófono para hacerse oír, pidió con voz alta a las personas de las casas adyacentes: "¡Despertad personas! ¿Estáis despiertas? Salid y participad". Luego comenzó el cántico dirigido por los organizadores: "Amor, poder y alegría". De alguna forma, superados por el frío, probablemente no coreamos lo suficientemente algo para su gusto. Él nos llamó la atención: "¡Más alto, más alto!" y dio ejemplo coreando junto a nosotros, lo que tuvo un efecto energizante: comenzamos a corear más alto y con más entusiasmo.
Luego él dijo: "¡Todos aquellos que están presentes son buenos alumnos!" Una persona del grupo de Share Nederland le entregó su antorcha. Él la aceptó, la volvió a devolver, diciendo: "Tú eres la luz y yo soy la voz. Eres una buena alumna". Después de la reunión, tres de nosotros caminamos juntos durante un rato y el extraordinario hombre se unió a nosotros, diciendo que él muy a menudo iba a los pubs de Ámsterdam a despertar a personas.
"¿Venís conmigo?" preguntó, pero teníamos que tomar el tranvía. Él entonces habló sobre la crisis económica, la codicia de muchos y qué, como siempre, los pobres eran los que más sufrían debido a las medidas incorrectas.
Uno de nosotros había estado preocupado recientemente por el mensaje Nº 72 de Maitreya: "Mis Fuerzas se están congregando a Mi alrededor. Mi Ejército se fortalece día a día, y en formación planeada y plena marchará hacia la Luz." y "Ocupad vuestros puestos, hermanos Míos, en esta Compañía de Luz.". Ella percibía que las palabras evocaban la idea de la guerra.
Bastante inesperadamente el hombre comenzó a explicar que no es un asunto de librar una guerra, sino de ofrecer resistencia contra aquellos que realmente están librando una guerra. Existe a menudo muy poca oposición debido a que las personas están demasiado inhibidas por el temor y/o modestia. "¡Debemos permitir que nuestra voz se oiga!"
Él habló nuevamente de los pubs de Ámsterdam, donde a menudo iba. Dijo: "Yo les digo que el 23 de agosto se cumplirán 100 años desde que comenzó la Primera Guerra Mundial pero el debate que le sigue [a esta observación] es normalmente más bien pasivo". El hombre continuó: "Entonces digo, ¡si continuamos como estamos habrá una tercera guerra mundial en el 2014! Sólo entonces se despiertan con renovadas energías. Esto es lo que debemos hacer: ¡no atemorizar a las personas, sino despertarlas!"
Nos gustaría preguntar: ¿Quién era este extraordinario hombre con pelo blanco largo y suelto? ¿Y era el fotógrafo inusual alguien especial?
C., M., S. y J., Holanda.
(El Maestro de Benjamin Creme confirma que el hombre de pelo blanco era Maitreya. El fotógrafo no era un Maestro.)


Bailando de alegría

Estimado Editor,
(1) El 3 de enero de 2009 un grupo de colaboradores no unimos a la manifestación por la paz en Londres apoyando a los palestinos en Gaza. Comenzamos a caminar por el Embankment. Hacía frío pero estaba soleado, con un cielo claro y brillante. La atmósfera era intensa con un sentimiento de indignación y temor por la escalada de violencia en la región.
Entonces nuestro grupo observó a un hombre de aspecto divertido en medio de la calle. Él estaba de pie en una sección elevada y era visible a todos los transeúntes. Se parecía a un duende: era anciano y nervudo con pelo blanco y tez blanca. Sus piernas estaban desnudas por encima de sus calcetines deportivos verdes y llevaba una vestimenta verde con toques dorados y marrones aquí y allá. Sólo lo vimos brevemente pero tuvimos tiempo para registrar su rara apariencia y la peculiaridad de no mostrar ninguna señal de tener frío. Él sostenía su pancarta bien alto y eso llamó nuestra atención: "El Cristo está aquí e inaugurará una era de paz". En el otro lado decía: "Maratón de Danza por la Paz". Él exudaba un sentido de diversión y luminosidad que estimuló nuestro ánimo cuando comenzamos la marcha.
Después de 10 minutos giramos la esquina por el Big Ben y la multitud aminoró la marcha. Justo entonces le volvimos a divisar al costado de la marcha con su pancarta bien alta, suscitando mucha atención. Estábamos sorprendidos de cómo había conseguido llegar antes que nosotros, parecía imposible.
Más tarde, otra colaboradora le vio en Trafalgar Square, con una mujer, ¡bailando una giga irlandesa, para el deleite de los transeúntes!
¿Quién era este 'duende' feliz?
G. F., Londres, Reino Unido
(El Maestro de Benjamin Creme confirma que el 'duende' feliz era Maitreya, y que la 'mujer' era el Maestro Jesús.)

(2) Asistí una manifestación de paz a favor de los palestinos en Hyde Park, Londres, el sábado 10 de enero. Hubo una nutrida asistencia, a pesar del tiempo extremadamente frío y la atmósfera era de buena voluntad y unidad.
Cuando me acercaba a la manifestación, en una zona abierta observé que estaba teniendo lugar algún tipo de espectáculo. Un hombre estaba bailando con la música de su reproductor de CD. Iba vestido con un traje como los bailarines tradicionales irlandeses. Llevaba zapatos negros, medias verde vivo hasta la rodilla, piernas desnudas, una falda de pliegos verde clara que llegaba un poco por encima de las rodillas, con un cinturón a juego con incrustaciones plateadas. Su camisa y chaleco eran una mezcla de colores vivos en tonos verde, rojo y amarillo con algo de negro. En su cabeza llevaba un alto y extraño sombrero cónico de color verde, amarillo y negro. En su hombro derecho llevaba una larga y ancha faja verde. En la espalda la palabra 'Irlanda' estaba escrita en letras doradas, acompañada de un trébol dorado. Sostenía una pancarta con las palabra escritas con bolígrafo. En un lado decía: 'Sólo Cristo resolverá el problema palestino'. Debajo, en letra pequeña, estaban la palabras: 'Sacerdote de Grand Prix y Maratón'. En el otro lado decía: 'Un saludo a los valientes combatientes de Hamás'.
Él seguía bailando mientras sostenía la pancarta, girándola para que las personas la vieran. Sólo se detenía para volver a encender la música.
Recuerdo que compañeros en la marcha de paz una semana antes habían visto a un "hombre de aspecto de duende danzando", que más tarde se confirmó que era Maitreya. Parecía que otra vez volvía a estar, dando su apoyo a los palestinos y entreteniendo a los manifestantes.
La marcha comenzó y las personas pasaban alrededor del bailarín. La combinación de la edificante música, la danza animada y la apariencia excéntrica del bailarín con su pancarta crearon una atmósfera alegre y las personas reían y bromeaban a su paso. Algunas hacían fotos, otras se detenían a observar y una persona intentó aprender algunos de los pasos. Me arrepiento de no haber tenido una máquina de fotos conmigo.
Algunas personas comentaron sobre su pancarta. Una mujer musulmana, refiriéndose a las palabras 'Sólo el Cristo resolverá el problema palestino', dijo: "Creo en esto. Estamos esperando a que venga el Cristo". Una persona de su grupo se detuvo y comentó: "Somos musulmanes y respetamos a todos los Profetas". Le conté brevemente sobre Share International y dije: "Existe un Profeta para todos". Él contestó: "Yo también creo que hay un Instructor para todos", y en ese momento el bailarín me miró directamente. Toda la manifestación finalmente pasó junto a él y aún estaba bailando.
¿Era el incansable bailarín Maitreya?
S. M., Richmond, Surrey, RU.
(El Maestro de Benjamin Creme confirma que el bailarín era realmente una vez más Maitreya.)


Hacedor de milagros

Estimado Editor,
Esta víspera de Año Nuevo [2008] me sentía un poco decepcionada por no haber presenciado aún la estrella milagrosa manifestada por Navidad. Mientras regresaba a casa del teatro con mi hermano y mi hija, se nos acercó una mujer negra fumando un cigarrillo. Eran las 7 de la tarde. Ella tenía unos 40 y tantos años y parecía vestida para salir. Tenía una apariencia inofensiva y sobria, sólo un poco loca dado que decía tonterías totalmente al azar.
Nos alejamos pero ella nos siguió hasta dentro de una tienda y comenzó nuevamente a hablarnos a mi hija y a mí. Ella entonces declaró que creía en milagros. Repitió esto entusiastamente y luego me preguntó: "¿Sabes por qué creo en milagros?" Ella volvió a preguntarme, mirándome directamente con sus insondables ojos oscuros, así que esta vez le pregunté: "¿Por qué crees en milagros?", mientras me preguntaba a mí misma quién era realmente esta persona. Ella sonrió y contestó: "Porque. 'Yo creo en milagros'" y prosiguió cantando jovialmente esa canción clásica de la década de 1970 de Hot Chocolate. Luego señaló a mi hermano que estaba pagando en la caja, con las palabras de la canción, continuó con "where you from, you sexy thing".
Abandonamos la tienda con una sonrisa en nuestros rostros. Fue una experiencia oportuna y edificante, ¿pero quién era esta loca mujer?
R.M., Londres, Reino Unido.
(El Maestro de Benjamin Creme confirma que la "loca mujer" era el Maestro Jesús.)


Confirmación

Estimado Editor,
Alrededor de una semana antes de las Navidades de 2008, tuve una larga conversación con mi amiga del grupo de Meditación de Transmisión griego sobre las extraordinarias noticias del sitio web de Share International sobre el milagro de Navidad que tendría lugar en el futuro muy cercano.
Aunque al principio me entusiasmé mucho, ¡mi escepticismo se apoderó de mí y me convencí a mí misma y a mi amiga de un resultado negativo! Después de un tiempo el otro lado del argumento saltó a mi mente, ¡de que Creme tenía información de una fuente iluminada, y quién era yo para argumentar en contra de las noticias que él revelaba en Internet para que todos las vieran!
Cuando me fui a la cama poco después de esto, ¡otro suceso extraordinario tuvo lugar! En la mesita de noche estaba la hebilla de la correa de mi reloj pulsera que yo había desechado hacía mucho tiempo porque por los años su pegamento se había evaporado y se había vuelto inservible. ¡Pero esta antigua hebilla abierta se había vuelto ahora de una forma redonda, mantenida en su sitio por hilos finos obviamente cosidos a mano!
¿Podría explicar por favor el significado de este 'milagro menor'? ¿Quién cosió la hebilla a la correa de mi reloj e hizo que apareciera en mi mesita de noche? ¿Tenía como propósito curar mi lado no creyente?
L. A., Atenas, Grecia.
(El Maestro de Benjamin Creme confirma que el 'milagro' fue manifestado por Maitreya. ¿El propósito? Tranquilizarla de que la información de la estrella es verdadera.)




[REGRESO A LA HOME PAGE] [MAPA DEL SITIO] [AVISO LEGAL] [POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIES]